A la espera del Decreto Presidencial

0
Compartir

A pesar que ayer el jefe de gabinete Santiago Cafiero había adelantado en conferencia de prensa que las nuevas restricciones a la circulación iban a regir «a partir de  hoy» con la publicación de un decreto en el Boletín Oficial, la medida se demoró. En ese marco se hizo saber hoy que en horas del mediodía la normativa seria publicada en forma de decreto simple y no con el tradicional DNU.

Si bien Cafiero aclaró que el DNU presidencial daba un marco general y que el cumplimiento dependería de las jurisdicciones, el gobernador de Córdoba, Juan Schiaretti, adelantó que la restricción nocturna no será aplicada en el distrito, en un discurso que pronunció en el Centro Cívico de la capital provincial.

Por su parte, Mendoza también anticipó su intención de aplicar las restricciones, pero esperaban la letra del decreto para hacer anuncios oficiales.

La ciudad de Buenos Aires, avanzaría en una estrategia centrada en reducir los encuentros sociales y en «recuperar la responsabilidad social y cívica que supimos tener» en los primeros meses del aislamiento por la pandemia.

Tampoco la Ciudad cree en la necesidad de restringir la circulación y, además, afirmaron voceros del gobierno porteño que la ocupación del sistema sanitario sigue siendo estable.

Los casos de CABA, Mendoza y Córdoba habrían demorado el decreto del Presidente para dejar en claro en la redacción que los mandatarios provinciales serían quienes finalmente apliquen el toque de queda y definan su alcance.

Desde la provincia de Buenos Aires la ministra de Gobierno de Teresa García dijo este viernes 8/1: «Estamos esperando las precisiones del decreto nacional que va a ser el rector de todas las provincias».

Además, adelantó que «el decreto va a restringir el transporte público para esenciales y la nocturnidad en una franja horaria».

En tanto, también este 8/1, el ministro de Seguridad bonaerense Sergio Berni, justificó el decreto del toque de queda: «La constitución dice que ante una situación excepcional donde la vida está en peligro este tipo de restricciones está permitido».

Y aclaró: «Cuando el gobierno toma una decisión todos la debemos cumplir».

Aún sin conocer el decreto presidencial, Martín Francolino, abogado de la Cámara de la Industria del Entretenimiento, dijo que presentarán un amparo para que no se lleven a cabo las restricciones y pidió mayores controles a las fiestas clandestinas. «Es inconstitucional», aclaró en declaraciones a Radio La Red.

“Es mucho más efectivo un control para que se trabaje de forma ordenada, que el descontrol que se va a generar por prohibirle a la gente que se junte”, opinó.

Por último, Ciudad y Provincia de Buenos Aires pondrían un horario común de cierre de bares y restaurantes del AMBA que sería desde las 00, para extender el horario de atención en el turno nocturno en sintonía con el reclamo del sector gastronómico para garantizar el segundo turno de trabajo.

Comentarios

comments

Compartir