Análisis: “El fenómeno del Indio Solari es tan contradictorio como su vida y mensaje”

0
Compartir

El fenómeno del Indio es tan contradictorio como su vida y su mensaje. Fieles que viajan miles de km juntando de a dos pesos para asistir a la misa del maltrato hacia el público, pagando entradas carísimas, en ciudades chicas, muchas veces triplicando su cantidad de habitantes durante 12 horas con el caos que esto genera, alejadas de los grandes centros urbanos adonde el tipo se garantiza no pagar ningun tipo de impuesto para hacer mas redituable aún un show que de por sí es una mina de oro, la única consigna que persigue es ganar la mayor cantidad de millones posibles en sólo 90 minutos.
Obviamente que el costo operativo de hacer un mega show para 200.000 personas es mucho menor que hacer 5 para 40.000 como debería hacerse para que los asistentes puedan disfrutar de algo de calidad. Está comprobado que los riesgos de que pasen cosas como las que pasaron ayer en Olavarría son directamente proporcionales a la cantidad de asistentes al evento, es por eso que en el mundo casi no se hacen shows de esta envergadura. No es que no haya en el mundo artistas que puedan convocar a la cantidad de gente que lleva Solari ( hay muchísimos que convocarían a mucha más gente), no se hacen por una cuestión de seguridad y respeto al público, cosa que a este muchacho se sabe bien que no le interesa, y que su público se lo banca y hasta parece que le gustara, en una especie de síndrome de Estocolmo del rocanrol. Mal sonido, predios no aptos para eventos masivos (como el Hipódromo de Gualeguaychu, adonde taparon una laguna para que la gente se pare arriba, y después de dos días de lluvia y con un frío tremendo se hizo entrar al público arriba de ese fango), sanitarios deficientes, pésimas o nulas instalaciones, etc etc. Todo gasto operativo que se pueda ahorrar en pos maximizar el negocio y en detrimento de su público es bienvenido, total el público se la banca.
Quizá hacer una analogía de este fenómeno con lo que pasa en el país , aunque van de la mano, sería meterse en política, y no es la intención, sería meterse en un terreno inútil y desviar la atención de lo realmente grave. Tampoco es la intención poner en tela de juicio el fanatismo y lealtad de sus fans a quienes tanto maltrata, ellos son sus principales víctimas (entre tantas otras). Hoy no paro de ver anuncios de padres desesperados buscando a sus hijos que fueron a Olavarría y todavía no volvieron ni dieron señales de vida. La intención es poner en evidencia al arista, que aunque sea tan obvio, muchos aún parecen no haberle sacado la ficha…
Incluso es contradictorio que en su carrera solista, que es cuando explotó su nivel de convocatoria, no ha tenido éxito ni siquiera entre sus fans un solo tema de los discos que sacó, siendo los himnos de sus espectáculos las canciones de la época de sus ahora enemigos y ex compañeros, los Redonditos de Ricota, como JiJiJi, Mariposa Pontiac o Motor Psico por poner algún ejemplo. Contradictorio en pregonar que sus shows son solo artisticos y sin política, cuando siempre mete algunos bocadillos durante el recital mientras va de la mano de algún intendente, gobernador o diputado que le hace el caldo gordo para que él pueda explotar al máximo su negocio . Incluso a Gualeguaychu vino apoyado por el gobierno provincial y municipal en plena campaña, haciendo del evento un tema de estado le permitieron hacer lo que quiso, y no solo que no le cobraron un peso de nada, si no que le asignaron muchisímos recursos de la provincia y el municipio para colaborar con su oneroso show. En Gualeguaychú un milagro hizo que el saldo no fueran más que cientos de casos de hipotermia e intoxicaciones varias. Ayer en Olavarría esta organización mezquina se llevó la vida de (hasta el momento) dos jóvenes. ¿Quién se hará responsable de estas muertes inútiles ?
Combatiendo al capitalismo desde su casa de New York, adonde vive, o diciendo que el lujo es vulgaridad mientras descorcha un Don Perignon en un cinco estrellas, sus contradicciones son la constante, un discurso para la tribuna, y una vida de millonario de Wall Street…mientras tanto, todo parece indicar que Solari seguirá haciendo su “tarea fina”, y sus fieles seguiran yendo a la tan famosa misa…a seguir vistiendo a su santo de madera…

Nota viralizada en la red
de facebook

Comentarios

comments

Compartir