Asisten a los 9 niños abandonados el domingo en el asentamiento 3 de Mayo

0
Compartir

Luego de recibida la denuncia policial sobre la situación de abandono que presentaban nueve niños, publicados el martes pasado en Varela al Día, hijos de dos hermanas que habitan en una vivienda precaria del barrio 3 de mayo, la Municipalidad, a través de la Secretaria de Desarrollo Social y el Servicio local de promoción y protección de derechos de niños, niñas y adolescentes, intervino para asegurarles su bienestar, se informa en un comunicado.
Según se informó desde la dependencia, se evalúa la posibilidad de tomar medida de abrigo en familia ampliada, para lo que se están realizando entrevistas al grupo familiar. En caso de no encontrar referente que pueda y quiera colaborar con la contención de los 9 niños se deberá realizar una medida excepcional de abrigo en Institución convivencial por 180 días como plazo máximo.
Además el equipo multidisciplinario tras tomar contacto con los niños y sus madres, indicó al equipo de salud que los evaluara, completándoles el calendario de vacunación y la obstetra controló el embarazo en curso de una de las progenitoras.
Los ingresos económicos de la familia aparentemente surgen de la AUH y de la tarjeta alimentaria del Programa Mas Vida solo por algunos de los niños.
Vale mencionar que el SLPPDN trabaja en la restitución de derechos de los niños, niñas y adolescentes, cuando se observan derechos vulnerados esenciales, como en este caso el de la responsabilidad parental, en principio por negligencia.
Los hechos
La denuncia formal del hecho fue realizada por un vecino y el primo de las mujeres el domingo 19 de agosto a las 18:55 hs en la Comisaría de la Mujer y la Familia de Florencio Varela, quienes encontraron a los niños, con edades que van desde los 9 meses a los 10 años, sin el cuidado de un adulto responsable.
Los niños fueron trasladados por personal policial a la dependencia y se da aviso al Servicio Local de Promoción y Protección de Derechos de niños, niñas y adolescentes, quien toma intervención inmediata convocando a las madres.
En la denuncia manifiesta el vecino que desde hace algunos meses ven muchas veces a los nenes solos, aparentemente sin cuidados de un adulto, con poca higiene y que juegan en la calle sin ninguna supervisión. El vecino interviene el domingo ya que estaban jugando en la zanja y a uno de los pequeños casi lo atropella un vehículo. Entonces se acerca a la casa y dialoga con el mayor, de solo 10 años, quien dice que están solos porque su madre y tía estarían en el bingo. Es por este motivo que decide dar aviso a la policía.
El miércoles el equipo del SLPPDN realizó una visita domiciliaria y luego continuó en el CIC Don José las entrevistas, donde las madres informan que el domingo no estaban en el bingo, sino que habían concurrido al Hospital Oller de San Francisco Solano (Quilmes) ya que una de ellas estaba con pérdidas, por encontrarse embarazada.

Comentarios

comments

Compartir