Cicop insiste en sus reclamos

0
Compartir

Los más de 10 mil médicos y profesionales de la salud bonaerense Cicop deciden este viernes los pasos gremiales a seguir en los 80 hospitales de la provincia, hospitales municipales y centros de atención, en caso de no se convocados esta semana por vidal a la paritaria 10.471 (de salud)

La Asociación Sindical de Profesionales de la Salud de la Provincia de Buenos Aires (CICOP) llamó hoy lunes 12 de diciembre de 2016 a un Congreso Extraordinario de Delegados para este viernes 16 a las 9:30 en su sede gremial porteña (Av. Caseros 4140) para analizar las medidas gremiales a seguir en caso de no ser convocados esta semana a la Paritaria de la Ley 10.471, que es la que le corresponde en calidad de profesionales de la salud, aunque participaron de la Paritaria de la Ley 10.430, la de trabajadores del Estado bonaerense, que fue aceptada por el 66% de los gremios y que CICOP rechazó de plano junto a otros sindicatos.

En caso de ser convocados a la reapertura Paritaria de la Ley 10.471, como prometió la gobernadora María Eugenia Vidal, analizarán la oferta para votar si aceptan o no y los pasos gremiales a seguir en caso de que sea la última opción.

“El Gobierno del presidente Macri acaba de cumplir un año en el poder con una inflación interanual del 43,4 % promedio, con despidos, tarifazos, salarios a la baja, recorte de presupuestos sociales y fuerte endeudamiento externo, y ante la lucha y el descontento social el Gobierno intenta cerrar un pacto de gobernabilidad”, analizó la CICOP en un comunicado que difundió.

“En primer lugar –prosiguió la CICOP- con buena parte de la oposición, que le garantizó la aprobación de la mayoría de las leyes, incluyendo los presupuestos. En segundo término, con la CGT, sacando de escena la amenaza de un paro nacional. Finalmente, hace dos semanas, hizo un complejo acuerdo con algunos movimientos sociales y sectores de la economía popular, sin intentar resolver la informalidad ni otras condiciones estructurales, pero sí dar un aire momentáneo que apunte a lograr la ‘paz social’ y un fin de año sin sobresaltos”.

“Y en la provincia de Buenos Aires, la gobernadora Vidal, también en aras de la gobernabilidad, hizo su propia apuesta política: En consonancia con el aumento salarial del 17 % previsto en el proyecto de presupuesto provincial para el 2017, ofertó a los gremios estatales enmarcados en la Ley 10.430 no sólo un aumento para el último trimestre del año, sino que ató esa propuesta a un acuerdo para todo el año entrante”, explicaron.

“En ese contexto, el pasado lunes 5 de diciembre se llevó a cabo la última reunión paritaria de la Ley 10.430. Por CICOP concurrieron Fernando Corsiglia, Marta Márquez y Guillermo Pacagnini. El encuentro tenía como motivo central las respuestas de los gremios participantes a la propuesta que formulara el Gobierno en la paritaria anterior (ver Informe en la Circular Nro. 49)”, precisaron.

“Respondieron aceptando la oferta de lo que resta de 2016 y todo el año 2017: UPCN, FEGEPBA (que incluye a Salud Pública, AERI y APOC, entre otros) y SOEME. Rechazamos la propuesta: CICOP, ATE, AEMOPBA, AJAMOP y Empleados de Casinos, entre otros. Por mayoría (66 a 33 %) se aceptó la propuesta del Gobierno”, explicaron.

“En el momento, las y los delegados paritarios de CICOP plantearon la insuficiencia de la oferta salarial, el rechazo a cerrar la paritaria para todo el 2017, el intento del Gobierno de suprimir de manera concreta la paritaria general con el propósito de asegurarse gobernabilidad en un año electoral y el cuestionamiento a que un eventual aumento se defina a través de un mecanismo controlado por el oficialismo (Índice de Precios al Consumidor del INDEC). También demandamos nuevamente la convocatoria a la Paritaria de la Ley 104.71 y el urgente abordaje de las cuestiones previsionales pendientes”, revelaron.

“El acuerdo entre el Gobierno provincial y una parte de los gremios estatales reviste un carácter sumamente grave. La firma de los sindicatos aliados del oficialismo de un aumento que, en promedio, alcanza un 11,25 %, da cuenta de hasta dónde están dispuestos a llegar quienes cada día están más lejos de representar verdaderamente los intereses de las y los trabajadores. A la vez, impone la necesidad de trabajar fuertemente en la coordinación con todos aquellos que estén dispuestos a enfrentar las políticas de ajuste promovidas por el oficialismo requiriendo de la máxima unidad de acción para hacer frente a este panorama. Vamos a continuar reclamando una recomposición de nuestro salario que lo lleve al nivel de la canasta real, sin fraccionamiento en cuotas y con un mecanismo de actualización automática manteniendo la paritaria abierta”, expresaron.

El Gobierno se comprometió a llamar en esta semana a la Paritaria de la Ley 10.471, convocatoria largamente demorada ya que es la discusión del cuarto trimestre 2016 y ya está por finalizar el año.

“Se trata de un compromiso paritario realizar una nueva reapertura y demandamos que la misma se efectúe de manera inmediata. El mes de diciembre nos encuentra en estado de alerta ante al panorama que se plantea a nivel nacional y provincial. Será el preludio de un 2017 donde la defensa de nuestros salarios, los logros conquistados con tanto esfuerzo y las condiciones de trabajo en franco deterioro, así como los intentos de avances sobre el sistema público de salud en la línea del CUS, nos encontrarán, una vez más, en la primera línea de las luchas”, finalizaron.

Comentarios

comments

Compartir