Con controles al transporte de pasajeros hacia la cárcel buscan terminar con un servicio de micros

0
Compartir

El servicio de micros sale del Cruce Varela en horas de la madrugada y traslada a familiares de los presos que llegan desde distintos puntos del conurbano. Una remisería de la zona estaría ejerciendo presión en las autoridades de la Guardia Comunal para erradicar el servicio. Comunicado del municipio y opinión de transportista afectado.

 

(Comunicado) El cuerpo de fiscalización municipal supervisó el funcionamiento de remises, combis y buses en sectores adyacentes al penal perteneciente al sistema carcelario bonaerense, situado en La Capilla.
Durante el procedimiento, los agentes requirieron a los conductores la documentación imprescindible para habilitar su circulación y secuestraron los rodados que no contaban con la autorización para ejercer la actividad o incumplían la normativa vigente respecto al tránsito vehicular.
De ese modo, suprimieron un servicio ilegal que generaba gran inseguridad en los usuarios debido a que muchos vehículos no exhibían el comprobante de la verificación técnica o el seguro del automotor.
Ante esta situación, solicitaron un refuerzo de unidades a la línea comunal N°503 por indicación del mandatario comunal -Andrés Watson- para satisfacer la demanda formulada por los ciudadanos que utilizaban distintos medios de transporte para llegar al lugar.
Por ese motivo, desde la empresa incrementaron la frecuencia e incorporaron dos recorridos directos hacia el complejo penitenciario con punto de partida en la cabecera del ramal. Estipularon su itinerario diario entre las 5hs y las 17hs.

La otra campana
El dueño de uno de los micros dijo al respecto: “Yo brindo un servicio desde el Cruce Varela en horas tempranas de la madrugada. Hasta el Cruce llega gente de todas partes del conurbano. Traslado a esa gente hasta la puerta del penal, porque los colectivos dejan a pie a la gente. En la zona de La Capilla hay una remisería que ya tuvo un problema con la policía, que presiona a la municipalidad y el señor Walter Pizzo es quieran saca a la Comunal para hacer los operativos. Además en Varela hay una empresa de transporte de pasajeros (San Juan Bautista) que funciona sin permiso porque el municipio no les ha otorgado aun los pisos. Hace dos años y medio que están así, sin los contratos firmados”
El titular del micro, de apellido Michelin, dijo a este diario que los operativos que hace la Guardia Comunal están generando alto riesgo a la gente que camina por la calle Buenos Aires, entre el penal y la Ruta 53.
“No pueden hacer operativos en una zona que no tiene banquinas, para hacer detener a los vehículos a un costado. Hablan de darle seguridad a la gente y ellos son los principales en generar inseguridad vial. Yo tengo el micro en condiciones para trabajar. Los comunales me persiguen pero no persiguen a las combis y los remises truchos” cerró.

 

Ramal Bosques-Villa Hudson

Hace casi 10 años dimos cuenta del “servicio” que un micro particular presta entre la estación Bosques y Villa Hudson, por la avenida Luján. Lleva pasajeros, cobra un boleto, pero no tiene permiso municipal. El comunicado municipal habla de generar seguridad en el transporte. El micro es un viejo escolar que la Guardia Comunal no toca. ¿Qué razones habrá para ello?

 

20180818_155943

Comentarios

comments

Compartir