El Conurbano sur, clave en la victoria de Alberto

0
Compartir

Entre La Matanza, Almirante Brown, Lomas, Florencio Varela y Esteban Echeverría aportaron más de un millón de votos al presidente electo. Watson se fotografió con el presidente electo

Los distritos del sur del Conurbano fueron un caudal de votos clave para que Alberto Fernández supere el 45% y deje a Mauricio Macri sin chances de un balotaje. «Si Alberto ganó la elección nacional por el resultado de la provincia de Buenos Aires, entonces la provincia se ganó por el caudal de votos que aportó la Tercera Sección», analizan desde ese bastión electoral del peronismo.
Es que la remontada del Presidente chocó con la catarata de votos que Fernández consiguió en el Conurbano, especialmente en los distritos del sur donde el candidato del Frente de Todos consiguió el 81% de la diferencia total.
Algunos números: según el recuento provisorio, los distritos de la Tercera aportaron por encima de los 2 millones de votos de los 12 millones que consiguió el ex jefe de Gabinete a nivel nacional.
Las mejores elecciones fueron las de Fernando Espinoza (La Matanza), Mariano Cascallares (Almirante Brown), Martín Insaurralde (Lomas), Andrés Watson en Florencio Varela y Fernando Gray (Esteban Echeverría). Espinoza, Watson y Cascallares superaron el 60%, mientras que Insaurralde y Gray rondan ese porcentaje.
El caso de Almirante Brown es notorio. Es la primera vez en la historia del distrito que un dirigente obtiene más de 200 mil votos en una elección local. Ni Darío Giustozzi, ni Jorge Villaverde -antiguos jefes políticos en ese distrito- habían conseguido esa elección.
Desde Almirante Brown cuentan que ni siquiera Giustozzi en 2011, cuando fue el intendente más votado de la provincia (con el 72%) consiguió sumar más de 200 mil votos. Según recuerdan, fueron por entonces algo más de 190.000.
Desde la Tercera sostienen que el hecho de que el peronismo no haya podido ganar en distritos importantes del Conurbano y el interior bonaerense da cuenta de que no se trató de una ola que llevaba a la victoria a cualquier candidato.
Hubo -explican- un rol clave de los intendentes y una clara tracción de votos desde los municipios hacia arriba que favoreció tanto a Alberto como a Axel Kicillof.
Además agregan que hubo distritos muy cercanos con resultados muy disímiles. Los intendentes ganadores sacan chapa de que empujaron la lista para arriba con puntos claves y planean hacerlo valer con lugares y espacios en el gobierno nacional y provincial.

 

 


También ponderan que en la Primera y Tercera sección es donde el peronismo gana con mayor holgura. En la Segunda (norte de la provincia) también ganó Alberto pero por una diferencia pareja. La potencia de los distritos peronistas sumaron votos clave, en particular en la Tercera donde Alberto supera los 2 millones de votos.
A Fernando Gray la elección le tocó en un momento complejo. Tras el temporal que azotó muchos barrios de su distrito, la campaña se detuvo por completo, por respeto a las familias afectadas. El alcalde y presidente del PJ bonaerense se mostró públicamente pero siempre en los puntos de asistencia a los inundados.

Comentarios

comments

Compartir