Femicidio: Ni crimen pasional ni machismo; negocio y descomposición capitalista por el tráfico de drogas

0
Compartir

Aquello que se presumía como un crimen pasional, terminó derrumbándose con el correr de los días .De acuerdo a declaraciones de vecinos, pero especialmente de Ismael, padre de Sabrina, una de las chicas asesinadas, ellas eran objeto de atenciones diversas por parte de Luis Weiman, quien luego les franqueaba la entrada a diversos boliches, valiéndose de su pertenencia a una agencia de seguridad privada .El propósito del vínculo entablado por Weiman y otros( un tal Adrián) con las víctimas era usarlas para distribuir droga en los boliches, con la ventaja( para los dealers) de que de ese modo, quienes regenteaban el negocio evitaban caer presos. Cabe señalar que la comisaría tercera de Florencio Varela ha sido señalada como propiciadora de ese negocio, circunstancia constatada por la existencia de una zona liberada en sus alrededores, donde justamente tuvo lugar el crimen. Las movilizaciones que han tenido lugar , impulsadas por los familiares, vecinos y amigos de las víctimas fueron acompañadas por otros sectores de la población, que han padecido muertes, violaciones y otra clase de delitos, precisamente por la existencia de zonas liberadas .Es decir que este cuádruple atentado y doble asesinato ha puesto al desnudo con absoluta crudeza la naturaleza podrida de las instituciones del régimen capitalista( la policía, el poder judicial-el primer fiscal de la causa renunció acusado de golpear a su ex mujer-) y de la propia municipalidad .Es de destacar que el padre de Denise denunció que la escena del crimen fue ensuciada, del mismo modo que la cámara de seguridad existente a cincuenta metros .Sin ninguna duda hay que exigir la cárcel para los autores materiales de este macabro asesinato. Sin embargo, tal como se desprende de las denuncias de vecinos y del propio Ismael, padre de Denise, es imprescindible ir más a fondo: hay que abrir los libros de guardia de la comisaría tercera de Florencio Varela, someter a la comisaría a la investigación de una comisión de vecinos y amigos de las víctimas junto a organizaciones de lucha y de derechos humanos, y por añadidura de todas las comisarías. También hay que poner en foco la responsabilidad del poder político, esto es del intendente Pereyra y los funcionarios, quienes abren paso a esta suerte de tugurios bailables, donde se practica el negocio de la prostitución y la droga. En definitiva, hay que poner en foco al régimen capitalista, que contiene en sus entrañas las causas que dan origen a crímenes como al que estamos aludiendo.

ROBERTO GELLERT -Partido Obrero Florencio Varela

Comentarios

comments

Compartir