Investiga la justicia una denuncia por protección policial en favor de dirigente barrial de Caacupé

0
Compartir

El abogado José Luis Calegari denunció ayer en las fiscalía de Florencio Varela la protección que le brinda el Comando de Patrullas a Mirta Rojas, la dirigente barrial de la cava de Caacupé, quien a su vez ha realizado 111 denuncias contra vecinos de la zona. Tiene AlertaTel otorgando por el municipio y perimetrales contra vecinos que acuden a un comedor. Rojas, que es conocida como “La Paraguaya”, es muy cercana al oficialismo y además recibió a Pablo Alaniz a principios del 2019 .

 

El abogado José Luis Calegari, máximo referente Centro de Participación Popular Monseñor Enrique Angelelli de Florencio Varela, se presentó ayer en las Fiscalías locales para denunciar penalmente un particular caso de protección que el Estado ofrece a una ciudadana Paraguaya en el marco de más de un centenar de denuncias de la cuales solo una permanece abierta. Las demás han sido archivadas. La denuncia textual del doctor Calegari se publica en este informe, que saca a la luz una interna de poder barrial.
Que vengo denunciar que desde el año 2000 hasta el día de la fecha Mirta Rojas ha realizado en forma sistemática denuncias contra los diferentes integrantes del comedor «Los Niños de la Cava» con el fín de impedir que continúe con las actividades en dicho lugar. Dichos hechos se manifiestan en la unificación de numerosas causas en la IPP 1934/ 17 asentada en la UFI Nº 11 de Quilmes, quedando de manifiesto por un lado el rol de Laura Mabel Vivas, Directora General de Planificación, Prevención e Intervención Territorial del municipio de Florencio Varela, quién interviene, según consta en el expediente, manifestando el pedido de protección hacia Mirta Rojas, por hechos que manifiesta no haber corroborado. En virtud de esas presentaciones y numerosas denuncias realizadas por Mirta Rojas, la fiscalía ordena una planimetría fotográfica a cargo del Teniente Ríos, de la Policía Científica, el día 11 de abril de 2017, la cual manifiesta metrajes que no son ciertos, como por ejemplo que Almada Juan y Almada Verónica y Armada Graciela viven a una distancia de más de 100 metros de Mirta Rojas. Que el día 12 de abril de 2017 se fija un perímetro de acercamiento a los antes mencionados, además de Nancy Cuenca, de absoluto incumplimiento por la distancia en que habitan, pero como Mirta Rojas vive a 20 metros del comedor, esto imposibilita a seguir con la actividad de las mencionadas. Que el día 13 de junio de 2017 la oficina municipal antes mencionada notifica a la UFI Nº 11 que implementó el sistema AlertaTel a favor de Mirta Rojas. Que el día 2 de febrero del 2018 ante las reiteradas denuncias de Mirta Rojas, se fija una custodia de 15 días, la cual no es renovada, que posterior a esa fecha en numerosas oportunidades la Guardia Comunal y el Comando de Patrullas de Florencio Varela fueron llamados al lugar por Mirta Rojas, según consta en el expediente, no existiendo ningún hecho. Que el día 12 de marzo del 2018 se fija, por orden de la fiscalía Nº 11, una nueva custodia por 30 días a favor de Mirta Rojas, la cual no fue renovada por lo tanto en la actualidad no existen motivos para sostener dicha custodia. Que Mirta Rojas, según consta en el SIMP (Sistema Informático del Ministerio Público) aparece involucrada en 111 causas penales, donde en la gran mayoría es denunciante, estando casi todas archivadas, que con un buen tino la UFI Nº 11 solicitó pericias psiquiátricas, las cuales sostienen que Mirta Rojas goza de buena salud mental. Que el Comando de Patrullas de Florencio Varela mantiene un cuaderno en la casa de Mirta Rojas, que alrededor de 10 veces por día el personal policial debe firmar y dónde es habitual que el personal policial coma en el lugar y permanezcan largo tiempo allí estacionados, es en ese momento donde son agredidas verbalmente por Mirta Rojas las integrantes del comedor y se originan denuncian sin ninguna prueba, que luego son archivadas. Que el día 9 de agosto de 2019 me entrevisté con el jefe de comando de patrullas, (Fernando) Barrientos al cual le comunique que no existía ninguna medida de protección vigente hacia Mirta Rojas y me confirmó que no existe ningún oficio.

 

Pablo Alaniz visitó la cava en Febrero y se tomó una foto con Mirta Rojas

 

Que el día 12 de agosto del 2019 me reuní con el jefe de distrito, Ramón Rodríguez, y se comprometió en hablar con la señora agente fiscal, Mariela Aparicio, de la UFI Nº 11, para corroborar la existencia de custodias, la cual me confirmó telefónicamente la fiscal que no había ninguna medida. Que el día 16 de agosto del 2019 la Defensoría 20 solicitó el cese de la restricción de acercamiento que tenía Nancy Cuenca Almada, Juan Almada, Verónica Almada y Almada González Graciela, al Juzgado de Garantías Nº 5 y en ese momento la UFI Nº 11 archivó la causa que actualmente Mirta Rojas apeló ante Fiscalía de Cámaras. Que el día sábado 14 de septiembre del 2019 siendo las 12 horas el móvil del Comando de Patrullas de Florencio Varela y la señora Mirta Rojas, quisieron impedir el paso por (la calle) La Aguada Bis con el argumento de que había una medida de restricción contra Martha Arzamendia, lo cual es inexistente, pero originó una denuncia penal por amenazas. Que 50 minutos después Arzamendia fue notificada en la vía pública, en la intersección de La Aguada y Charcas de Florencio Varela, por el Comando de Patrullas con lo cual queda de manifiesto el conocimiento previo por parte del Comando de Patrullas de la señora Arzamendia, lo cual resulta inapropiada una notificación en la vía pública, en vez de realizarlo en su domicilio.
Por todo lo expuesto solicito se cite a declarar a Flavia Cervantes Rojas, Arzamendia Insfran Marta y Cuenca Nancy, que además se verifique en el SIMP la cantidad denuncias realizadas por Mirta Rojas, que claramente generan una práctica de hostigamiento.
Que solicitó se pidan los AVL (sistema de control del movimiento de los patrulleros) de las cuadrículas, a los fines de demostrar la permanente concurrencia de los móviles al domicilio denunciado. Que también solicito que se corrobore la existencia de un cuaderno en manos de Mirta Rojas, en donde el personal policial debe firmar. Que se corrobore el archivo de la causa 1934/17 y por ende de todas las fotos y videos que registran la presencia de personal policial en el lugar. Me comprometo a aportar a la mayor brevedad posible fotos y videos que registran la presencia de personal policial en el lugar. Por todo lo manifiesto vengo a esta oficina a radicar la presente denuncia.

José Luis Calegari

Comentarios

comments

Compartir