“Me sugirieron en la municipalidad que venda una parte de mi terreno para poder comprarlo”

0
Compartir

Juana Cazon es la vocera de los vecinos que necesitan un millón y medio de pesos para poder comprar las tierras en las que viven desde hace 40 años en Santa Rosa. El viernes, tras nuestras publicaciones, los vecinos fueron con convocados por la intendente. El único apoyo que recibieron fue la idea que se expresa en el título de esta crónica.

(Comunicado) “El Secretario de Gobierno, Christian Rodríguez, recibió esta mañana (por el viernes pasado) a representantes de las 15 familias que ocupan una fracción de un terreno del barrio Santa Rosa y que luego de años de litigio judicial resultaría inminente la orden de desalojo del predio.
En la ocasión el funcionario recibió los argumentos y la preocupación de los vecinos, y se comprometió a brindar el apoyo y el asesoramiento que pueda facilitar el Municipio dentro de sus posibilidades e injerencia”
Juana Cazon (foto) participó en esa reunión y como vocera de los vecinos que necesitan el dinero para comprar la tierra, asegura que jamás se le ofreció ni un asesoramiento letrado. “La única idea que nos dieron es vender una parte de mi terreno para poder, con ese dinero comprar, el total. ¡Mire que idea! Vender la tierra por la que no tengo papeles y con esa plata pagar para que me den un papel”, dice Cazon en su casa de la calle Paysandú de Santa Rosa.
Cabe recordar que el litigio comenzó cuando Pedro Ferraris, el único vivo de los tres hermanos dueños de la tierra, inició un reclamo judicial contra quienes habitan la medida manzana de la calle Paysandú.
La letrada Analía Dreyer representa a Ferraris y en el día de mañana habrá de escuchar qué oferta hacen los vecinos por el total del valor de la tierra, tasado en $1,5 millón.
“Reitero como dije la semana pasada: Somos 9 familias que se agrandaron a 15, que viven en nuestras casas. Son nuestros hijos que ya hacen su vida. Pero las 9 familias tenemos que pagar la tierra. Esperábamos una ayuda de la Municipalidad pero nos dicen que ellos no pueden comprar la tierra. Ahora estamos en un callejón sin salida. Es muy triste esto. Encima en Facebook nos tratan de usurpadores y paraguayos. Somos todos argentinos y varios han sido estafados con la venta de estas tierras. Porque hay gente que compró la tierra en alguna inmobiliaria. Yo vivo aca desde hace 40 años, cuando esto era un campo con frutales. No lo tomé. Mi abuela era la casera de Ferraris. Es mas: el dueño construyó un parte de esta casa. Asi que no soy usurpadora. Hoy queremos comprar la tierra y no todos podemos pagar”, cerro Juana Cazon con la amargura lógica del momento que viven.

Comentarios

comments

Compartir