Requisa sorpresiva en cárcel de Varela: Secuestraron 38 armas blancas y 137 celulares

0
Compartir

Los internos, además, se las ingeniaron para transformar elementos de cocina y de limpieza en una faca corta y otra larga. A una bombilla de mate la afilaron hasta convertirla en un objeto de ataque, lo mismo que con una birome. ¡No pasa un alfiler en las visitas, pero pasan los celulares! ¿Qué negocio hay con los presos?

Facas, celulares y hasta plantas de marihuana. Eso es lo que personal del Servicio Penitenciario Bonaerense (SPB), encontró ayer en la Unidad 42 de Florencio Varela. Los investigadores cayeron de sorpresa en horas de la madrugada mientras los internos dormían. La creatividad con la que los presos arman los elementos cortopunzantes parece ser directamente proporcional con el tiempo que pasan encerrados.
Fue en la Unidad 42, donde están alojados 898 internos. Actuó personal de la Dirección General de Seguridad del Servicio Penitenciario Bonaerense. Incautaron teléfonos móviles, facas, chips, cargadores y hasta macetas con marihuana. En los primeros 7 meses del año se sacaron de circulación cerca de 7.900 elementos punzo cortantes de los 55 penales de la Provincia
Una requisa sorpresiva en una cárcel de Florencio Varela arrojó como resultado el secuestro de 38 elementos corto punzantes, 137 celulares, 100 chips, cargadores de teléfonos y hasta macetas donde cultivaban marihuana, informaron fuentes penitenciarias.
El procedimiento lo realizó personal de la Dirección General de Seguridad del Servicio Penitenciario Bonaerense en el marco de lo dispuesto por el ministro de Justicia de la Provincia, Gustavo Ferrari, quien ordenó que se aceleren las frecuencias de las requisas y se capacite al personal que se ocupa de esa función.
A la madrugada, los efectivos penitenciarios y los canes de la División Perros, irrumpieron en los distintos pabellones de la cárcel que en la actualidad aloja a 898 internos.
Los agentes incautaron varios elementos prohibidos que incluyó el secuestro de medicamentos para presos en la taquilla de un guardiacárcel, por lo que se inició una investigación interna.
Desde la Dirección General de Seguridad se eleva un informe mensual a la Subsecretaría de Política Penitenciaria para así mantener informado al ministro Ferrari de todos los procedimientos llevados a cabo en las 55 unidades penitenciarias de la Provincia.
Desde enero y hasta julio de este año fueron secuestrados más de 12.000 celulares y cerca de 7.900 “facas” (armas blancas de fabricación casera) en los distintos penales bonaerenses.
“Con estos procedimientos se logra mayor seguridad interna y externa. Al sacar de circulación las facas se disminuyen casos de violencia intracarcelaria y al secuestrar celulares evitamos posibles hechos de secuestros virtuales o manejos de bandas desde la cárcel”, explicó un alto funcionario del Ministerio de Justicia.

Comentarios

comments

Compartir