Se afirma que la Provincia sextuplicó la ejecución de obras escolares en lo que va de gestión

0
Compartir

Fue mediante el plan de obras de infraestructura y una inversión de 21 mil millones de pesos.

Una de las bases en las cuales se apoya desde sus inicios el actual gobierno de la provincia de Buenos Aires es en las mejoras para la educación. Y hoy ese avance se puede ver en números: sextuplicó la ejecución de obras de infraestructura escolar respecto de la gestión anterior. Pero también incrementó los  beneficios y mejoras laborales para docentes bonaerenses incluyendo modificaciones en las capacitaciones, un nuevo sistema de licencias médicas, el impulso de una ley contra la violencia y trámites de jubilaciones más rápidas, señala un informe oficial del gobierno provincial.

 

Uno de los puntos centrales resueltos que conduce a la tranquilidad de los maestros, fue el cierre de paritarias que impulsó el gobierno provincial en esta primera parte del año. Además, invirtió más de 21 mil millones de pesos en infraestructura escolar. En cuanto a obras, mientras el gobierno anterior promedió casi 60 obras por año entre 2010 y 2015, el actual tiene un promedio de 337 desde 2016 a la fecha. Es decir, seis veces más.

 

De todas maneras, la transformación educativa no sólo es edilicia sino  que también tiene como eje a los docentes. Antes del inicio del mandato de María Eugenia Vidal, no se sabía cuántas escuelas había en la Provincia ni en qué estado se encontraban las mismas. Los cursos de capacitación docente que se ofrecían desde el Estado convivían con capacitaciones que brindaban los gremios debido a la gran demanda por parte de los maestros. En 2015 se capacitaron menos de 142 mil docentes, el 40% del total de los maestros bonaerenses. La mayoría lo había hecho a través de los canales que ofrecían los gremios.

 

Sin embargo, a partir de 2016, aumentaron considerablemente la cantidad y calidad de las capacitaciones docentes. Se implementaron modalidades presenciales y virtuales para mejorar la enseñanza de materias básicas como matemática y lengua, además de preparar a los chicos para los nuevos desafíos con contenidos sobre: robótica, el uso de dispositivos móviles en las aulas, programación, perspectiva de género y Derechos Humanos.

 

En lo que respecta a números: sólo en 2018, de los 350 mil docentes que trabajan en la Provincia, se capacitaron más de 235 mil, lo que representa poco más del 67% del total.

 

Para favorecer a los docentes, la Dirección General de Cultura y Educación también abrió concursos para acceder a cargos jerárquicos en el sistema educativo en la Provincia, situación que no ocurría desde 1994. Además, el concurso de inspectores de nivel secundario para las modalidades de psicología, educación física y especial, que hacía más de 10 años que no se realizaba.

 

«Con todas estas políticas buscamos fortalecer la escuela pública, fundamento esencial de nuestra sociedad y del futuro de la Provincia, base de la movilidad social, del progreso y de las oportunidades para todos los estudiantes. Son ellos los principales destinatarios de nuestro compromiso para lograr, en un ambiente de integración e inclusión social, la mejora de una educación con calidad» expresó Gabriel Sánchez Zinny, ministro de Educación.

 

Otro ejemplo, es el caso de los concursos de secretarios de nivel inicial, que hacía un cuarto de siglo que no se tomaban, o el de directivos de educación técnica y agraria, convocado por última vez en 2010. En esta ocasión, todo fue bajo concursos públicos de acuerdo a la Ley Provincial de Educación 13.688 y el Estatuto del Docente, que determinan que la única forma que tienen los docentes para acceder al desempeño de cargos titulares jerárquicos con estabilidad es a través de concursos cada dos años. En la actualidad, más de 20 mil docentes se encuentran participando en las distintas instancias.

 

Otro de los avances importantes de la actual gestión para los maestros fue el impulso de la ley para proteger a los docentes ante cualquier tipo de agresión, ya que en la Provincia no existía una ley que los cuidase ante un caso de violencia. Por esta razón, se aprobó en la Legislatura provincial la Ley contra la Violencia Docente para sancionar con penas de hasta 60 días de arresto o hasta 30 mil pesos a los padres que agredan, maltraten o insulten a docentes y no docentes de escuelas públicas o privadas. En el caso de que esos hechos sucedan ante la presencia de alumnos las sanciones se duplicarán.

 

Por otra parte, desde lo administrativo, los docentes fueron beneficiados ya que se  agilizaron y digitalizaron los trámites. También, se implementó un nuevo sistema de licencias médicas para que puedan ser tramitadas de manera más rápida y sencilla. Además, se terminó con el abuso y la discrecionalidad que había en su otorgamiento. Por otra parte, disminuyó el tiempo para tramitar las jubilaciones de 3 años a sólo 90 días, cerró el despacho de la Secretaria de Medios Provincial.

Comentarios

comments

Compartir