Tras los anuncios de aumento, finalizó la protesta policial en toda la provincia

0
Compartir

Luego de que el Gobierno anunciara un aumento del sueldo mínimo hasta $ 49.000, todos los uniformados levantaron los reclamos tras 4 días de protesta.

 

Los policías bonaerenses que mantenían la protesta por aumentos salariales en diferentes puntos de la provincia levantaron ayer por la tarde la medida luego de que el gobernador Axel Kicillof anunciara un aumento para la fuerza.
Tras el anuncio del Gobierno, los policías que mantenían las protestas realizaron asambleas y en su mayoría resolvieron concluir con las medidas de fuerza y retirar los patrulleros. En Puente 12 (La Matanza), muchos de los que seguían el reclamo frente al Centro de Coordinación Estratégica de la policía aplaudieron al escuchar el anuncio de aumento, y lentamente comenzaron a dejar el lugar.
Mariano Alderete, uno de los oficiales que ofició de vocero durante las protestas, aseguró que “es la primera vez que alguien nos escucha”, y pidió “perdón” a la sociedad si los vecinos “se sintieron desprotegidos”. Esto último provocó la reacción de otros participantes, que lo abuchearon.
En Adrogué (Almirante Brown), el lugar donde comenzó la protesta, los policías levantaron el corte que llevaba más de 3 días y las cuadrillas municipales habilitaron el tránsito. En el lugar no quedaba ningún registro del reclamo.
Por la mañana, el Gobernador anunció el incremento a $ 44.000 del sueldo inicial de un oficial y el aumento a $ 5.000 del plus por uniforme. Si bien algunos pedían una suba mayor (hasta $ 60.000 de bolsillo sin adicionales), la mayoría de los oficiales presentes en las protestas retiraron los patrulleros de los puntos neurálgicos y despejaron la zona.
Tras conocerse el anuncio, las redes sociales en las que se habían originado las protestas festejaron el aumento. “Se logró dar un gran paso, que se conocieran las malas condiciones en las que estábamos trabajando”, se podía leer en la página “Policía Reclamando”, donde a su vez pidieron que el gobernador “cumpla y haga una mesa de diálogo”.

EN VARELA
La protesta policial se habia instalado en el distribuidor del Cruce Varela. Hasta alli llego el jefe de la Estacion de Policia, Comisario Inspector Ramon Rodriguez para hablar con los manifestantes y acordar la firma de un acta en la que se haria contar expresamente que los manifestantes no seria pasibles de sanciones. “Yo les doy mi palabra. Esta es la instruccion que tengo” dijo Rodriguez e invitó a delegados de los policias a firmar el acta en la Estacion de Policia de la calle Granaderos.
En horas de la mañana el gobernador Axel Kicillof anunció que el sueldo de bolsillo de un oficial ingresante aumentaría a $ 44.000 (actualmente recibía $ 33.000 más $ 4.000 de un aumento “a cuenta”) y que el monto no remunerativo para la compra de uniforme pasaría a $ 5.000. En tanto, incrementó las horas extra de $ 40 a $ 120.
Nicolás Masi, secretario general del autodenominado Sindicato de Policías bonaerenses, aseguró tras el anuncio: “No es el reclamo que se está haciendo pero por lo menos hay una respuesta. Esta respuesta se podría haber dado el lunes. El aumento que dio estaba en las arcas de la Provincia. Estamos lejos de lo que pedíamos, que era un sueldo de bolsillo de 60 mil pesos”.

 

EL ANUNCIO OFICIAL
El gobernador Axel Kicillof presentó este jueves el Plan Integral de Seguridad para la provincia de Buenos Aires, que incluye una restructuración salarial para efectivos de la policía y un plan estratégico de formación: «Hemos tomado una decisión política de fondo que salda una deuda histórica del Estado provincial con su policía» y agregó: «Si queremos construir una política de Estado en materia de seguridad los salarios de la policía tienen que estar a la altura de las circunstancias».

 


Durante el encuentro que se realizó en el Salón Dorado de la Casa de Gobierno, Kicillof estuvo acompañado por la vicegobernadora Verónica Magario, el jefe de Gabinete, Carlos Bianco, el ministro de Seguridad, Sergio Berni, y de manera presencial y por videoconferencia por intendentes de toda la Provincia. En ese marco, señaló que «la seguridad en la provincia de Buenos Aires sufre graves problemas estructurales hace mucho tiempo, que van desde lo salarial, al equipamiento, la infraestructura, la formación y la jerarquía. Pero esos problemas estuvieron marcados por un fuerte deterioro en los últimos cuatro años».
En este sentido, Kicillof señaló que «ayer la Nación realizó un anuncio que marca un camino en este aspecto» y agradeció al presidente Alberto Fernández porque una parte de estas políticas «tienen como premisa la restitución de coparticipación de la Provincia para contar con recursos que permitan desarrollarlas».
Estuvieron presentes durante el anuncio el diputado nacional Máximo Kirchner, el presidente de la Cámara de Diputados de la Provincia, Federico Otermín, autoridades de la Policía de la Provincia, legisladores y miembros del gabinete provincial.
El Gobernador detalló que el Plan Integral de Seguridad incluye las medidas anunciadas el viernes pasado con una inversión de $37.700 millones para la incorporación de 10 mil nuevos agentes; 2200 patrulleros; obras en 96 comisarías; 4 mil paradas seguras y la construcción de 12 nuevas unidades penitenciarias para alojar a 5 mil internos.
Asimismo, se elevará la remuneración de 39.521 oficiales de policía a 44 mil pesos de bolsillo y se aplicará esta misma proporción a toda la jerarquía. Además, anunció un aumento en el monto que se destina a cada efectivo para la compra de uniformes, que a partir de ahora será de 5 mil pesos; y la triplicación del valor de las horas CORES ($120 la hora). Estas mejoras serán aplicables también a los agentes del Servicio Penitenciario. Por otra parte, se pondrá en marcha el Instituto Universitario Juan Vucetich, y se incorporarán dos hospitales como prestadores en exclusividad para la Policía bonaerense.
«Es un primer paso para dar un salto profundo de calidad en el profesionalismo de la Policía de la provincia de Buenos Aires. Vamos a ser muy exigentes, pero lo vamos a acompañar con este reconocimiento», remarcó Kicillof y ratificó su compromiso «con un accionar profesional, eficaz y respetuoso de los estándares internacionales en Derechos Humanos».
Por último, se refirió a las manifestaciones que realizaron efectivos en distintos puntos de la Provincia y expresó: «Si esto es un reclamo salarial y de condiciones de trabajo estamos dando una respuesta contundente e histórica», y enfatizó que ese accionar «deslegitima reclamos que son legítimos, no es la manera de expresarse».
«Nos comprometimos a construir una policía más profesional, más equipada y también más humana y eso requiere una transformación», concluyó el Gobernador.

Comentarios

comments

Compartir